Adiós, castrochavismo, adiós




Íbamos en que el tal plebiscito colombiano lo ganó el “no”: “no” al urgente acuerdo de paz con las Farc. Pero desde el lunes siguiente a esa “victoria” el extraordinario equipo negociador del Gobierno –comandado por el exvicepresidente liberal Humberto de la Calle– se empeñó en renegociar el pacto político con la guerrilla para que diera alivio también a aquellos electores del “no” que no votaron “no” a la paz, sino “no” ante cualquier duda, “no” ante cualquier temor. No a una justicia transicional sin jueces colombianos. No a la ambigüedad en la reparación de las víctimas. No a la palabra “género”. No a perdonar a sus cínicos victimarios. No a todas las mentiras que asumieron como verdades: al matrimonio homosexual, a la legalización de Uber, a la inminente invasión de un comunismo que ellos llaman el “castrochavismo”.

Seguir leyendo.



INFORMACION COMPLETA AQUI



Noticias: Adiós, castrochavismo, adiós - Adiós, castrochavismo, adiós
Comentarios